Prueba Ford Focus 1.6 TDCI 115 CV

Prueba Ford Focus 1.6 TDCI 115 CV 5 puertas (2011)

Texto, prueba y fotografía: Román Allona.
La tecnología lo controla todo.

Ya tenemos con nosotros el nuevo Ford Focus en su versión 2011.

Con cambios en su línea exterior, en su interior y con una enorme cantidad de tecnología pretende volver a ser uno de los compactos de referencia e ir un paso por delante de sus competidores. ¿Lo consigue?

Nuestra unidad de pruebas monta una mecánica diesel 1.6 TDCI de 115 CV asociada a una caja manual de 6 velocidades. El acabado es el más elevado, denominado Titanium.

Vamos, punto por punto, con la prueba del Focus 2011.

Exteriormente:

Las dimensiones exteriores del Ford Focus son de 4.358 mm de largo, 2.010 mm de ancho y 1.484 mm de alto. Unas dimensiones que no destacan ni por arriba ni por abajo dentro del segmento de los compactos de 5 puertas.

Frontal:

La parte delantera adopta el diseño de los recién renovados Ford. Estilizada y con líneas dinámicas transmite fuerza y deportividad, en ella destacan especialmente los faros delanteros bixenon y la parte más baja con reborde en sus bajos.

Lateral:

En la vista lateral mantiene la imagen de la versión anterior del Focus, aunque su parte trasera ha cambiado significativamente y ahora se integra también en el lateral.

El color amarillo mustard de nuestra unidad choca con los cristales tintados traseros y le da una imagen más juvenil.

Las llantas multiradio son bastante normales y tienen unos neumáticos de 215/50 ZR 17.

Trasera:

  Prueba Ford Focus 1.6 TDCI (2011)

La trasera ha sido la parte que más ha cambiado y la que más comentarios positivos y negativos acaparará, cuestión de gustos. Las luces de freno se alargan en el lateral y crean una forma muy futurista.

El portón ofrece una apertura bastante elevada, favoreciendo la carga.

Interior:

El interior, es prácticamente idéntico al que ya vimos en la prueba del Ford C-Max 1.6, con la única variación de la posición del freno de mano que en el focus está al lado de la palanca de cambio. Dicho esto, vamos punto por punto:

Abriendo la puerta se nos transmite una sensación general de calidad y modernidad en su interior. Las terminaciones, los ajustes, y en la calidad de los materiales utilizados es elevada dando un computo general positivo.

Analizando las puertas, en la parte más baja tenemos el plástico más duro. En recto, y en la parte central los mandos de los elevalunas (El mando de calibración de los retrovisores podría haber sido de mejor calidad) y en la superior el tirador. Nuestra unidad tiene terminaciones en piel.

El cuadro de esferas, volante y salpicadero transmite una imagen muy tecnológica. El volante es multifunción y completísimo. Instala control de crucero, equipo de audio, sistema V2C de Ford, de reconocimiento de voz, que nos permitirá controlar la radio, climatización, teléfono... Otro punto diferenciador y de mucha calidad es la pantalla LCD de la parte central del cuadro. Por fin nos olvidamos de las pantallas en blanco y negro o dos colores y se nos ofrece una interfaz amigable y de mucha calidad en cuanto a muestra de información. En ella podremos ver información relativa al lector de señales, cambio de carril, limitador de velocidad, temperatura, consumos, autonomía...

Referente a esferas tenemos todas las necesarias: revoluciones, velocidad, temperatura del motor y combustible.

En el salpicadero tenemos, de abajo a arriba, una pantalla demasiado pequeña de un sólo color que queda muy pobre. En ella podremos ver información de emisoras, teléfono y navegador (su funcionamiento es con los botones de abajo). Más abajo están los mandos del climatizador bizona, asistente de aparcamiento automático (podéis ver el vídeo más abajo), sensor de parking (una cámara de serie hubiese sido un buen complemento) y el de activación del start&stop.

El freno de mano es manual y una vez activado el tirador sobresale algo más de lo recomendable.

Interior Ford Focus 1.6 TDCI (2011)  

Habitabilidad interior:

El Ford Focus homologa 5 plazas.

Hablando de su habitabilidad interior diremos que no existen problemas de altura en las plazas delanteras, y que las traseras son algo más justas debido al diseño de su carrocería. Delante admite personas de hasta 2,00m y detrás hasta 1,80 -1,85.

El espacio para las piernas en la parte trasera es normal, siendo más o menos amplio según la altura del conductor. No es de los más grandes en este aspecto.

La anchura permite que viajen 4 personas de forma totalmente cómoda. La plaza central trasera no es del mismo tamaño que las laterales por lo que su uso debería ser más esporádico.

La comodidad de los asientos delanteros y su sujeción lateral es buena y la totalidad de los mandos son accesibles fácilmente desde la posición de conducción.

El volumen del maletero es de 277 litros con rueda de recambio grande y de 316 con rueda de recambio pequeña.

Impresiones de conducción:

Una vez hemos visto el interior, el interior y la habitabilidad vamos con el comportamiento dinámico del Ford Focus. Piso embrague y presiono el botón de arranque. Silencioso a pesar de ser un diesel.

Engrano primera velocidad con facilidad, es una caja de cambios cómoda, adecuada tanto para un uso urbano, como para carretera.

El motor que incorpora esta unidad es un 1.6 TDCI de 115 CV, una motorización que podríamos denominarla la más ajustada en cuanto a buscar un equilibrio entre prestaciones y consumos. El turbo será quien dote de cierta briosidad al coche. Como es normal en las mecánicas diesel, a bajas rpm la entrega de par es menor y podría apreciarse poca fuerza hasta que entre en funcionamiento el turbo que en este caso se produce a partir de las 1600 rpm.

Hablando de prestaciones, este motor genera una potencia máxima de 115 CV a 3.600 rpm, y un par máximo de 270Nm (285 con sobrepresión transitoria) entre las 1.750 - 2.500 rpm. Con ello la aceleración en el 0-100 km/h se logra en 10,9 segundos (En 1ª alcanzamos los 50km/h, en 2ª los 83 km/h y en 3ª sobrepasamos los 100). La velocidad máxima es de 193 km/h.

El calibrado de suspensiones y la configuración de chasis destaca por su nobleza, tanto a velocidad de crucero en autovía, como a baja velocidad en zona de curvas. No transmite viveza, pero cuando miremos la aguja de la velocidad veremos que el aguante del conjunto en zona de curvas es elevado.

Hablando de forma más técnica: La suspensión delantera es de tipo independiente McPherson con muelles helicoidales y barra estabilizadora. La trasera es de tipo control blade multibrazo totalmente independiente y barra estabilizadora. La dureza de amortiguación es media, bien para prácticamente cualquier tipo de carretera.

El sistema de frenos delantero es de disco ventilado con un diámetro de 278 mm y un grosor de 25 mm y de 271 mm de diámetro con un grosor de 11 mm en el trasero. Responden conforme lo esperado en un coche con estas características.

La dirección es blanda y cuenta con asistencia eléctrica, cómoda de uso.

Como ya hemos dicho, la apuesta por los sistemas de ayuda a la conducción dentro del nuevo Focus es total, se ofrece un paquete opcional, con un precio de 1150€, llamado Active City Stop, Ford Active Vision (Podéis ver el vídeo de más abajo para entender cómo funcionan) que incluye:

  • Reconocimiento de señales de tráfico: Gracias a una cámara de visión delantera el sistema reconoce todas las señales de tráfico que nos encontramos y las va almacenando en el LCD central para que las podamos ver. El funcionamiento es perfecto, no se deja pasar ninguna. Además de señales de velocidad también actúa en las de prohibición de adelantamiento.
  • Asistente de ángulo muerto: Con los sensores laterales del coche se detecta cuando nos va a adelantar un vehículo, y se enciende una pequeña luz en el retrovisor para evitar choques laterales por no habernos dado cuenta de tener un coche en ángulo muerto. Funcionamiento perfecto.
  • Avisador de cambio involuntario de carril y asistente de mantenimiento de carril: El coche lee las líneas de la carretera y procura mantener el coche dentro del carril, en caso de que salgamos ligeramente del mismo se envía un correctivo al volante para mantener el vehículo dentro del carril. El funcionamiento es del todo correcto, una buena ayuda, pero limitada. No es útil si salimos del carril decididamente.
  • Sistema de aparcamiento automático: Activando el botón de parking detecta aparcamientos exclusivamente en paralelo y si el coche cabe en el hueco existente nos indica que introduzcamos marcha atrás. El volante girará solo. Funcionamiento perfecto.
  • Control automático de luces largas: El coche detecta si es posible activar las luces largas sin deslumbrar a ningún otro conductor o sin estar en ciudad. El menos útil de todos estos sistemas.

Pesa 1.344Kg.

-Ciudad:

Nos permite lo que cualquier otro coche de su tamaño.

El sistema start&stop (extra) reducirá el consumo para uso urbano.

-Carretera y autovía:

La estabilidad es completa, ya sea en autovía o en zona de curvas donde será muy fiel a las órdenes enviadas desde el volante.

El indicador de marcha recomendada para fijar la mejor marcha para consumir menos combustible en cada momento.

Seguridad:

El Ford Focus 2011 todavía no ha sido sometido al test de seguridad EuroNcap.

Entre los sistemas de seguridad que instala destacamos: ABS, Traction Control, ESP, EBD, EBA, EBP, HRB, Torque Vectoring Control. Y en opción: Hill Start Assist, Trailer Stability Assist. Sin olvidarnos de todos los extras anteriormente mencionados.

Incluye también airbags de cortina laterales para los ocupantes de las filas
delantera y trasera, airbags laterales de protección de tórax de serie para los ocupantes delanteros y anclajes de asiento infantil ISOFIX en los asientos exteriores traseros.

Consumos:

El consumo medio es de 6,0 litros en un uso habitual. Será muy difícil sobrepasar los 6,5 litros. A velocidad de crucero en autovía podremos lograr medias inferiores a los 5,0 litros/100 km.

Según la marca:

  • Consumo urbano (l/100 km) 5,1
  • Consumo extraurbano (l/100 km) 3,7
  • Consumo medio (l/100 km) 4,2
  • Emisiones de C02 109 gr/km

El deposito de combustible tiene una capacidad de 53 litros.

 

Encuentro mejorable:

  • Incorporación de cámara con sensor de parking
  • Pantalla y navegador central superior pequeña y con mala utilización
  • El freno de mano manual y sale demasiado al estar accionado

Me ha encantado:.

  • Comodidad en conducción
  • Enorme en sistemas de ayuda a la conducción
  • Pantalla LCD del cuadro de esferas muy completa y de alta calidad
  Prueba Ford Focus 1.6 TDCI (2011)

Motorizaciones:

Gasolina:

  • 1.6 Ti-VCT 105cv, 5 Velocidades
  • 1.6 Ti-VCT 125cv, 5 Velocidades
  • 1.6 Flexifuel 120cv, 5 Velocidades
  • 1.6 EcoBoost Auto-Start-Stop 150cv, 6 Velocidades
  • 1.6 EcoBoost Auto-Start-Stop 180cv, 6 Velocidades

Diesel

  • 1.6 TDCi 95cv, 6 Velocidades
  • 1.6 TDCi 115cv, 6 Velocidades - 21.700,00 € (Acabado Titanium de serie)
  • 2.0 TDCi 163cv, 6 Velocidades
  • 2.0 TDCi 163cv, Powershift

Como resumen general:

En rasgos generales el nuevo Ford Focus 2011 es un coche muy equilibrado.

 

Sus principales virtudes son la comodidad de conducción, el control sobre el coche y la enorme cantidad sistemas de ayuda a la conducción que puede incorporar.

Como parte no recomendable destacaríamos el pequeño navegador de nuestra unidad por su mala utilización y pequeña pantalla.

En general es un vehículo a tener muy en cuenta en el segmento de los compactos. Puede llegar a estar muy bien equipado, eso sí con el sobreprecio que implicaría añadir todos los extras.

-Fotografías a mayor tamaño.